Venezolanos en la Lucha por la Locha

Nadie está a salvo de las derrotas. Pero es mejor perder algunos combates en la lucha por nuestros sueños, que ser derrotado sin saber siquiera por qué se está luchando.
— Paulo Coelho

Ser Venezolano, hoy en día, es sinónimo de lucha constante estés donde estés.

Algunos decidieron mantener esa lucha desde la Patria mientras que otros han decidido llevar la lucha al exterior. Cada una de esas batallas es diferente, y todos estamos enfrentando obstáculos.

¿Cómo conseguir una fuente de ingresos en el exterior?  

Dicha pregunta es una que muchos nos hacemos antes, durante, e incluso luego de haber emigrado. El objetivo de éste artículo es compartir contigo, Venezolano en la lucha, algunas de las estrategias y herramientas que nos han funcionado a nosotros para tener éxito laboral en el exterior.

Depende del país donde estés, los retos pueden ser diferentes: Conseguir permiso de trabajo, dominar el idioma, construir una red social de contactos laborales, ajustarse a las diferencias en la cultura laboral, etc.  

Aún cuando las situaciones son diferentes, hay ciertos principios que todos podemos aplicar para conseguir una fuente de ingresos en el exterior.

Es cierto, el dinero no lo es todo y no compra la felicidad. Pero es una pieza importante para crear una base sólida para entonces empezar a desarrollar nuestra vida en el exterior.

La información que vamos a compartir va a estar enfocada en cómo puedes utilizar las herramientas digitales (como LinkedIn) y cómo puedas aprovecharte de las organizaciones profesionales en tu ciudad, para entonces avanzar hacia tus metas laborales.

Dichas estrategias y tácticas nos han permitido a nosotros tener resultados como ir de 200 contactos a 1,400 contactos en LinkedIn, además de conseguir fuentes de ingreso, becas, y construir una red laboral valiosa.

Veamos ahora en detalle las estrategias y herramientas.  

 

Saliendo al Ruedo

 

KIBEL:

Es imposible que comiences desde cero. Quítate eso de la cabeza.

No puedes comenzar desde cero porque tus decisiones te construyen diariamente. La decisión de seguir por A, tanto la decisión de dejar B.

No puedes comenzar desde cero cuando has estado 100% presente en algún área o evento de tu vida. Eras tú quien estaba ahí.

No puedes comenzar desde cero si decidiste que hay algo más que quieres para ti, que quieres experimentar, palpar, alcanzar.

No puedes comenzar desde cero porque no has dejado de estar en movimiento.  

Es verdad que es una nueva ciudad, un nuevo país, una nueva cultura, una nueva etapa. Pero no es desde cero que comienzas, comienzas desde tu aspiración, tu fuerza, tu determinación, tu deseo.

Esto no quiere decir que siempre va a ser un camino alegre y motivado. Esto quiere decir que es un camino real. Y un camino real tiene subidas y bajadas, es más, necesitas de ambas, te alimenta de ambas.

Cuando decidiste hacer tu maleta de ropa, accesorios, elementos, recuerdos, diplomas, premios, etc., también hiciste una maleta implícita de tus herramientas, habilidades, miedos, aspiraciones, actitudes, aptitudes, logros, aprendizajes, lecciones, impacto, y más!  

Por eso es imposible comenzar desde cero. Para mi, se comienza desde lo que eres, como ser humano, como hij@, herman@, amig@, profesional, estudiante, soñador, deportista, artista, como el todo que has decidido construir ser, hacer, tener.

No me pidas creer en el“borrón y cuenta nueva” que a veces escucho entre paisanos cuando por nuestra historia es que hoy estamos donde estamos.

No me pidas creer que todo comienzo es difícil cuando la dosis de coraje que tuvimos para salir del país fue máxima.

No me pidas creer que hay que hacer de todo para sobrevivir afuera cuando nuestros valores y creencias siempre nos llevarán a cosas que se ajustan a nosotros, y sino nos iremos de ahí.

No me pidas creer que los sueños están en pausa mientras resuelvo el 15 y último de cada mes cuando los sueños solo pueden alimentarse cuando te ocupas de ellos, 1 min o todo un día.

No me pidas creer que el venezolano es un vivo y cómodo vaya donde vaya cuando podemos encontrarnos con fundaciones venezolanas en cada ciudad del mundo que nos dan la mano de manera práctica en orientación, guía o soporte.

No me pidas creer, pero sí vamos a crear. Y para crear hay que estar presentes en objetivos que sí queremos, en aprendizajes o resultados claros que estamos aspirando, y en las acciones concretas a realizar.

Iniciemos de manera práctica.Identifica las 3 actividades menos agradables que tienes ahorita. Escríbelas. Luego, responde en cada una de ellas, ¿para qué lo estoy haciendo?. Finalmente, responderás; ¿En qué me aporta esta actividad a los 3 logros más importantes que voy a lograr a final de año? Piensa en habilidades, actitud, aptitud.   

No siempre estaremos realizando todas las actividades que nos agradan pero siempre podemos sentarnos 5 minutos diarios y reconocer el provecho que esa experiencia nos brinda. Así que:

  • Organiza tu día, tu semana, tu mes. Dedica espacio para sentarte y planificar objetivos claros y precisos. Aplica el SMART.

  • Asóciate. Busca aliados, amistades, socios que también estén en la misma línea que tú, que sumen en tu proceso o en los que puedas apoyarte cuando los ánimos están en bajada.

  • Investiga. Agenda un momento de la semana en donde puedas hacer un listado de fundaciones venezolanas o de ayuda al inmigrante. Busca grupos de chat, reuniones semanales o esporádicas en donde puedas preguntar, conocer, clarificar, pedir guía.

  • Rétate constantemente. Inicia nuevos hábitos, deja algunos no saludables, invítale el café al próximo que viene después de ti, di que sí al evento aunque estés cansado.

  • Déjate ayudar. A veces preguntamos en redes o eventos pero decidimos hacer lo mismo que veníamos haciendo. Si preguntamos, pues dejemos espacio para poner en práctica las sugerencias que hayan hecho eco en ti.

  • Escúchate. Escucha bien la historia que te estás contando. ¿Te impulsa o no te motiva? Tu conversación contigo es una historia que te cuentas, utilízala a tu favor.

  • Visibilidad. Muestra tus mejores destrezas a ti, y observa las mejores destrezas de los otros. Reconócete a ti y reconoce al otro.

  • Empatiza. Atrévete a experimentar que la vida ocurre más allá de ti, contacta con el otro. Prueba pensar en el otro primero que en ti y prueba qué sucede en el experimento.

¿Ves? A estas alturas, es imposible comenzar de cero. Pero es muy posible convertirnos en 100.

 

ALEJANDRO: 

No hay duda alguna de que actualmente, tanto empresas como personas, tener una presencia online es importante.

Tan sólo en LinkedIn hay:

 

  • 467.000.000 miembros en más de 200 países (fuente)

  • Más de 6.500.000 oportunidades de trabajo compartidas (fuente)

  • Más del 90% de los reclutadores verifican LinkedIn antes de contratar a alguien (fuente)

Cuando visiten tu perfil de Linkedin… ¿Cuál es la impresión que van a tener de ti?

¿Estás comunicando profesionalismo y competencia en tu área?

Uno de los componentes más importantes de LinkedIn, y peor utilizados, es el título profesional.

El título profesional es esa línea que va al lado de tu nombre y foto en el perfil. Éste espacio es como tu comercial de 30 segundos.

La mayoría de las personas simplemente ponen el cargo que ocupan actualmente, lo cual es un desperdicio de espacio pues estás duplicando información. Cualquiera que visite tu perfil va a ver tu cargo cuando lea tu experience. 

El título profesional debe ser algo que llame la atención, debe ser algo que logre una primera impresión valiosa y que provoque investigar un poco más.

También es importante que utilices ese espacio para colocar los keywords o habilidades por las cuales quieres ser conocido. Se lo más específico que puedas. “Finanzas” es algo muy general, trata de llevarlo a lo más específico que puedas, algo como “modelos financieros para valorar empresas”, etc.

Así como se puede optimizar el espacio del título profesional, también se puede optimizar todas las áreas de tu perfil de LinkedIn. El equipo de BizLatte ha puesto varios recursos a tu disposición para que puedas empezar a utilizar LinkedIn para conseguir oportunidades de trabajo o de negocio.

Chequea la guía que te ayudará a llegar al estatus de All-Star en Linkedin:  

Empieza Hoy

 

Nadie está a salvo de las derrotas, pero todos estamos llamados a accionar si queremos asumir cualquier objetivo que nos propongamos.

La lucha del venezolano es constante, no se va a ir. Y si se va, pues se recarga. Y si la recargas, busca espacios donde puedas duplicar y generar valor.

Siempre se trató de un camino en movimiento. Sácale el mayor provecho, muévete a favor de ti, de tus aspiraciones, de eso que te aviva el alma.

Recuerda que la fuente de ingresos en el exterior está hecha de coraje, constancia, responsabilidad, estrategia, y de atreverse. De atreverse a lanzarse al ruedo por eso que vale la pena para ti, tus ingresos y también tu pasión.

Toma ahora mismo 5 minutos y evalúa tu Linkedin. Atrévete a imaginarte en 2,3 posiciones de cargo empresarial por encima del que tienes ahorita, sin importar el área, y evalúa tu información. Revisa y aplica ajustes a partir de las sugerencias mencionadas anteriormente.

Sé crítico constructivo y optimiza tu presentación profesional en las organizaciones profesionales de tu ciudad.

Venezolan@ en el exterior, te sentimos, te admiramos, te apoyamos. Ahora es tu turno de optimizar y priorizar tus avances. Así como somos, tricolor, guerreros, echados pa’ lante, así nos veremos en la calle, así nos conocerán.

¡Seguimos adelante!

¿Cómo Cambiar Tu Vida?

Todo el mundo dice que quiere cambiar, pero la mayoría no hace nada al respecto!

Y en realidad la mayoría no logra el cambio porque se rinden, no porque no tuvieran la capacidad de hacerlo.

Y tú, ¿Algunas vez has tratado de cambiar algo en tu vida? ¿Lo lograste o te rendiste?

La verdad es que lo más probable es que la mayoría de las personas nos podemos identificar con ambas situaciones. Seguro hemos logrado hacer algunos cambios pero también en otros casos nos hemos rendido.

El problema es que al rendirnos estamos creando un mal hábito. Estamos creando la opción de rendirnos antes cualquier situación que se nos presente en la vida.

Es por eso que no sólo es clave enfocar nuestras energías en las cosas que podemos cambiar, sino también enfocar nuestras energías, y fuerza de voluntad, en los cambios que van a producir los mayores resultados.

Ayudándonos un poco con la Ley de Pareto, el enfoque debe estar entonces en el 20% de cambios que podemos hacer que pueden crear el 80% de los resultados que necesitamos.

Tim Ferriss es uno de los mayores patrocinadores de este tipo de mentalidad. De siempre buscar el mínimo esfuerzo que nos ayudará a producir el mayor resultado. No significa trabajar poco, significa trabajar eficiente y eficazmente. Encontrar cual es el punto clave (aquí estamos trabajando inteligentemente) y luego entonces dedicar toda nuestra energía a trabajar en ello.

La meta de éste artículo es compartir contigo algunas herramientas que te van a ayudar a ti a hacer los cambios que quieras hacer en tu vida.

Tener un propósito claro es una de las mejores herramientas que puedes tener a la hora de enfrentar los obstáculos que van de la mano con cualquier cambio que decidamos realizar. Es por esto que el equipo de BizLatte ha creado un e-guide GRATIS para ti, pues queremos ayudarte a llevar tu carrera al siguiente nivel.

 

Tus Hábitos Son Tu Vida

 

Empieza haciendo poco, pero empieza ahora!

El enfoque debe estar en la actividad, en los pequeños pasos que debemos tomar día a día, y los resultados llegarán.

El agua logra romper la roca es por la constancia. El objetivo entonces debe ser lograr esa constancia en cualquier cosa que decidamos hacer.

Una gran herramienta para lograr esto es colocar el hábito como objetivo. Pongamos como ejemplo el objetivo de perder peso o mejorar nuestra salud. En vez de enfocarte en el resultado, enfócate en el hábito que vas a tener que crear para lograr ese resultado.

El hábito puede ser empezar a comer un poco más sano o también puede ser hacer un poco más de ejercicio.

En mi caso, mi meta diaria es al menos 10 pull-ups or push-ups. Sí, sólo 10. Suena poco, pero si todos los días hago al menos 10 entonces poco a poco voy a crear el hábito.

Además, normalmente no hago sólo 10, una vez empiezo entonces siempre termino haciendo al menos 50. El truco está en “engañarnos” a nosotros mismos.

Si ponemos la meta en 50 ó 100, el día que estemos cansados vamos a encontrar una buena excusa para no hacerlo. Y ahí entonces perdemos la capacidad de mantener el compromiso.

Por el contrario, si el compromiso es hacer sólo 10, entonces es bien difícil encontrar una excusa. Y luego de algunos meses, ya ni lo vamos a pensar. Hacer ejercicio se convertirá en un hábito, como lavarse los dientes.

Recuerda, la clave está en concentrarse en la actividad, en el hábito que quieres crear. Puedes hacer lo mismo si quieres empezar a leer más, o cualquier otro hábito que desees incorporar en tu vida.

Tener un propósito claro es clave para mantener el compromiso. Nuestra guía GRATIS te puede ayudar a encontrar tu propósito profesional.

Mantente enfocado!